• Faundez Profesional

Depilación con Cera ¿Si o no?

El verano se acerca cada vez más y esto trae consigo la temporada de playa, trajes de baño y ropa más fresquita, al mismo tiempo para gran parte de las mujeres (y cada día más hombres) significa depilarse con mayor frecuencia. Cada día hay más oferta en cuanto a la depilación, desde cremas, ceras frías y calientes, maquinas, láser y mucho más... Pero hoy queremos hablar de la cera caliente.


Desde tiempos históricos, la depilación se ha convertido en uno de los “rituales” que hace el ser humano para cumplir con distintos conceptos de belleza y estética. Los egipcios usaban diferentes técnicas para poder depilar todo su cuerpo en símbolo de pureza, llegando a tal punto que las personas no podían entrar a un templo si no estaban depilados.

Luego tenemos a los griegos, para quienes el cuerpo depilado era un ideal de juventud, belleza e inocencia, por su parte, los romanos tenían espacios especiales en sus baños destinados a la depilación. Así por años en la historia del mundo la depilación se adoptó como costumbre, y no fue hasta el siglo XVIII que se inventó la primera afeitadora.


Hoy en día, luego de los avances, sabemos que el primer lugar que las mujeres optan a depilarse son las axilas y las piernas por razones de moda (vestidos sin manga o faldas)

Centrándonos en lo que nos compete, la cera de abejas comenzó a utilizarse en los años 20, donde se mezclaba con resina y parafina, hoy se encuentran variados tipos de cera: con chocolate, con rosa mosqueta, al aceite de oliva y muchas más, que nos permiten elegir y diferenciar cual se adapta mejor a nuestra piel, pero ¿Cómo funciona este método?

Esta técnica consiste en la aplicación de cera caliente (en formato un poco liquido) directo sobre el vello y la piel, cuando esta se enfría, se contrae, provocando así que el vello quede atrapado en la cera, luego esta se retira, logrando así remover los vellos desde el folículo (la raíz) logrando así una mayor suavidad y prolongación en la duración de la depilación.


Ahora que sabemos cómo funciona, veamos los pro y contra de este método

PROS

  • Tiene un efecto más duradero debido a la extracción de raíz del vello.

  • Funciona en cierto modo como exfoliante (sin reemplazarlo) ya que, al depilar, la piel se seca y la cera se lleva células muertas que se quedaron en ella.

  • Se debilita el vello debido a que extrae desde la raíz

CONTRAS

  • Puede ser un poco dolorosa para algunas personas, la piel logra acostumbrarse cuando uno se depila con regularidad, pero no, no es la sensación más agradable.

  • Si no es aplicada de manera correcta puede generar vellos encarnados o irritación en la piel.

  • No es recomendable para pieles muy sensibles o para personas con varices.

Como todo método tiene sus ventajas y desventajas, pero la elección es de cada uno y de lo que mejor funcione acorde a tu piel. Para aquellos que elijan este como su método les dejamos las siguientes recomendaciones:

  • Descubre y averigua que cera es más adecuada para tu piel, y si nunca lo has probado antes ¡Realiza un test de alergia previo!

  • Antes y después de depilarte es mejor no tomar sol ya que esto podría provocar manchitas en tu piel.

  • Es ideal realizar una exfoliación un par de días antes.

  • Debes evitar aplicar cremas en tu piel el día de la depilación ya que esto puede hacer que la cera no se adhiera bien a tu piel y no reiré todos los vellos.

  • Hidrata tu piel después de depilarte y nunca olvides el uso de bloqueador para protegerla! Sea invierno o verano.

Aun con todas las tecnologías que hay hoy en día, la cera sigue siendo uno de los métodos favoritos de los clientes, ahora ya puedes decidir si es el que mejor te sirve o no.

19 vistas

CONTActANOS

Para promociones, negocios y colaboración, o para cualquier consulta personal, puedes contactarnos llenando este formulario: 

SUSCRÍBETE

Suscríbete y recibe en tu correo todas las novedades

  • Facebook - Círculo Negro
  • Negro del icono de Instagram
  • Negro del icono de YouTube